El aprendizaje

Bienvenidos a todos a esta nueva entrada de Los viajes de Manel.

Os preguntaréis ¿por qué escribir una entrada sobre algo ya escrito en el blog de around.blue? ¿No tienes suficiente trabajo con la página oficial de la vuelta al mundo?

Pues la verdad es que sí. tenemos muchísimo trabajo por hacer. Pero este blog me ha costado mucho trabajo, horas de dedicación y es una pena dejarlo abandonado. Pero sobre todo, este blog es el único lugar donde yo controlo todo lo que yo quiero explicar de una forma más personal e intima. Se que habrán faltas de ortografía y expresiones pintorescas por no decir extrañas, de las cuales puede que mis lectores no lleguen a entender. Pero yo soy así. Extravagante y exagerado, con un vocabulario limitado y una imaginación desenfrenada como la corriente de una cascada. Y por esto nace esta nueva categoría en la que la llamare: El rinconcito de Manel.

cicloturismo-energia

El aprendizaje

cicloturismo-courneallesComo ya sabréis seguramente, a no ser que seáis nuevos y no hayáis tenido tiempo de leer mis artículos y viajes anteriores, yo siempre he viajado solo. Viajar solo significa comenzar solo y terminar solo, durante el viaje nunca estas solo y muchas veces compartes camino junto a otras personas, como por ejemplo: Andrés en el Camino de Santiago en el que recorrimos juntos alrededor de 800 kilómetros. Y como él he compartido camino con más viajeros aunque mucho menos días y kilómetros juntos. Pero esta vuelta al mundo es diferente, por primera vez viajo acompañado y esto requiere un aprendizaje distinto.

Y aprender es lo mejor de la vida, significa que no estás estancado en la maléfica monotonía. Al principio no es fácil, este primer mes ha sido aprendizaje para ambos. Max le ha tocado la parte más complicada del aprendizaje, cosa que yo comprendo y por eso mantengo mi paciencia hasta el infinito cicloturismo-frotera-italia-franciay más allá porque al final del día veo mejora en ello. Y la verdad es que desde el primer día a hoy ha habido un cambio muy positivo en él, no me refiero al físico que en casi un mes y medio es algo obvio, empieza a entender más de que va el rol del viaje y gracias a ello a implicarse más, tanto en ruta como en los diferentes aspectos del viaje como lo es el blog, fotos y vídeos e incluso en la participación del alojamiento. Supongo que todo esto es gracias a que poco a poco consigue alejarse de los problemas que implican estar alejados de la familia y seres queridos, algo que para todos los viajeros e incluso emigrantes debemos aprender a convivir con ello. Por eso me siento orgulloso de lo que esta consiguiendo él. Pero recordad que esto es solo mi punto de vista, Max siempre sabrá la realidad de su viaje en particular.

Por mi parte me a tocado aprender a convivir con alguien. ¡Parece sencillo, eh! La verdad es que la dificultad de convivir depende de muchos factores y yo no estaba acostumbrado a ellos. Mi orgullo y mi necesidad de liberación siempre me a llevado a ser una persona solitaria. Amigable sí, pero solitaria. Y eso no es siempre fácil de controlar.

cicloturismo-inicio

Partimos desde Argentona, en un lugar en que los amigos lo llamamos: el parking del insti. Es donde antiguamente estaban los barracones del instituto de Argentona que se convirtió hace ya varios años en un parking. Familiares y conocidos vinieron a despedirse de nosotros, yo estaba envuelto en una nube. Aun recuerdo ese día y se me ponen los pelos de gallina, ¡fantástico! Pero el «primer día» fue teatro, ruta planificada de la A a la Z, un lugar tan seguro donde terminar la etapa que incluso nos quedamos un día más para abrir lo que ya debería de estar funcionando, el blog oficial de la vuelta al mundo. Así que sin planificar el día 11 de agosto se convirtió en el primer día de la aventura. Pero la verdad sea dicha, aunque aventura no hubiera el día 9 de agosto del  2015 pasará como una de las fechas más importantes de mi vida.

La primera semana fue bastante bien, justo lo que tenía en mente. cicloturismo-colliourePasar los pirineos nos costó 3 días, pero era algo que esperar. Le dedicamos más tiempo a los pueblecitos costeros como Collioure. La verdad es que ir más despacio te permite disfrutar del viaje mucho más. Poco a poco nos acercamos a Narbone donde mi familia vino a visitarnos. Puede que fuese en ese momento donde comencé a ver en Max una cara más pensativa, más de lo habitual. Poco a poco pasaron los días y los primeros problemas mecánicos, hasta el momento fueron pinchazos y todos en las ruedas de Trueno (la bici de Max) y su carrito comenzaron a incrementarse con roturas de radios y ejes de la rueda trasera doblados. La reparación en Montpellier nos sirvió para hacer casi 200 kilómetros y demostrarnos que algo debíamos hacer para solucionar los problemas mecánicos o Max podría llegar a tener un problema mucho más serio.

Todo esto nos hizo ir más lentos y la cara de preocupación por parte de Max fue aumentando. Ya no era solo cansancio lo que yo veía en él y como expreso lo que pienso y no paro de hablar seguramente le comería bastante el tarro durante este transcurso del viaje. Una fuerte tormenta nos detuvo en Gallician provocando al día siguiente un barrizal en el que nos vimos envueltos, probablemente de una manera innecesaria, en el problema más grave de grupo hasta la fecha. Max toco fondo y yo el techo de mi paciencia, cosas particulares que provocan el no disfrutar del momento. cicloturismo-barro

Pero pasado el momento nos llego la noticia de que la familia del Max vendrían a vernos. Primero pensamos en vernos en Marsella, pero fue imposible encontrar alojamiento y acordamos vernos en Cannes. Mi mente iba en un tira y afloja. En querer disfrutar de los caminos y olvidarme de los problemas y las preocupaciones de Max. Al fin y al cabo no debemos de enfocarnos tanto en nuestro compañero pues cada uno está haciendo su particular viaje del mundo. Así llegamos a Cannes un momento muy importante de nuestro viaje.

cicloturismo-marsellaCon la familia de Max vino mi madre y por unas horas disfrutemos de nuestro momento por separado (algunos más que otros por desgracia) pero que a ambos nos fue fantásticamente bien.

Dos días pasaron para que en nuestro gran día en Mónaco mi hermana nos informara que Fio (la novia de Max) y ella vendrían ese mismo fin de semana. Bendita noticia y bendito fue que Fio pidiera a Max que le gustaría ver Génova. El milagro ocurrió y gracias a que la costa por este lugar acompaña hemos conseguido las mejores velocidades medias hasta la fecha, incluyendo el tiempo encima de la bici. Aviso, en superficies llanas corre más que yo. Solo nos faltó tiempo para visitar mejor las cosas. Pero esto se ha solucionado después de nuestro paso por Génova.

cicloturismo-hermanos-genova

Ahora por mi parte he aprendido mucho. A convivir, a tener paciencia, a cambiar mi forma de escribir y tratar de mejorar mis faltas. Pero esto es solo el inicio y no se para de aprender hasta el final de nuestras vidas. Espero saber mantener este camino y continuar viajando en esta gran aventura en la que nos hemos metido ambos.

cicloturismo-paranoia

No escribiré muy a menudo, pero iré rellenando este rinconcito de Manel cada vez que este disponible a ello.

Un saludo a todos.

¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Y gracias por todas vuestras muestras de apoyo!!!!!!!!!!!!!!!!

cicloturismo-cannes

Si os gusta lo que hago siempre podéis invitarme un café 🙂  Donar

2 Respuestas a “El aprendizaje”

  1. Carlos M.

    Hola Manel!

    Creo que la decisión de recorrer cada uno vuestro camino por separado ha sido muy acertada. Viajar con otra persona tiene sus ventajas e inconvenientes, como bien comentabas en otro de tus posts. Yo de momento nunca me he lanzado a viajar solo y casi siempre he ido acompañado por la misma persona, mi amigo y compañero de blog Pablo, creo que en nuestro caso el tandem funciona porque tenemos la misma idea sobre el cicloturismo y es una tandem que llevamos siempre engrasado y puesto a punto, sin embargo no se si aguantaríamos una vuelta al mundo juntos jeje, Bueno espero verte de vuelta en la bicicleta después de navidad y que sigas con los videoblogs que acabas de empezar, creo que es una buena jugada.

    Un abrazo

    • Manel Autor de la publicación

      Hola Carlos!

      Muchas gracias por el mensaje 🙂 Sí, viajar solo o acompañado tiene ventajas e inconvenientes pero siempre son una buena experiencia para aprender. Supongo que el tandem debe unificar más la experiencia, ya me explicarás cómo es, debe ser una experiencia única también. Nunca le digas que no a un viaje en solitario, es una experiencia que enriquece mucho! Pero queda siempre bien con tus compañeros de viaje 🙂 A ver cómo van los videoblogs, este primero ha sido largo pero había mucho que explicar y no se ha podido explicar todo lo bien que me habría gustado… ¡El siguiente sera mejor!
      Un abrazo y buenas rutas!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.